Campañas en Linkedin, mucho más que una estrategia B2B

Gema Ordaz
31 de Octubre, 2018
/ Sin categoría

Linkedin, ya no es solo esa Red Social que consultas para ver cómo está el mercado laboral.

De verdad, no está de más que tus compañeros, jefes, profesores y amiguetes te pongan recomendaciones, pero….. ¿y las marcas? Ellas también están en Linkedin, y te buscan a tí.

¿Eres usuario de Linkedin? Quédate y mira cómo las marcas te encuentran.

¿Eres una marca? Quédate, aquí tienes tu estrategia B2B… ah! y B2C también.

Vamos a saltarnos la típica pregunta por la que comenzaríamos cualquier post; ¿Cuál es tu objetivo? Claro está que ya lo tienes que tener definido si has decidido incluir esta plataforma en tu estrategia.

Los nuevos recursos de Linkedin y los que están por llegar nos permiten realizar campañas con carácter de reconociminento de marca, hablamos del famoso branding, pero no nos olvidemos que estamos impactando a usuarios. Sí, audiencias que nos dicen a qué se dedican, qué les preocupa, que requieren o precisan en su ámbito laboral y cada vez más, en su ámbito personal, porque sí, los usuarios de Linkedin además de ser audiencias son personas, con gustos y preferencias…. y aquí está nuestra clave de éxito: perfiles profesionales con inquietudes + un poquito de ingenio y gracia en la comunicación. ¿Qué te impide hacer campañas de performance o creativas? Déjame contarte que nada.

Una de las frases más buscadas es Publicidad en Linkedin. Así que vamos a lo que nos interesa, ¿Qué tipo de campañas se pueden hacer en Linkedin? ¿Y qué formatos tienen mejor rendimiento?

Definir campañas es un proceso tedioso, simplemente encontrar el público adecuado y cómo contarle el mensaje que queremos transmitir es lo que traza la línea de éxito entre la publicidad online y la marca, para ello, en DM nos gusta conocer a nuestros clientes desde dentro, su ADN, qué y quiénes son, porque trabajan así, por qué publicitar ese producto y no otro, y por supuesto…. cuáles son sus unique selling points, lo que todos conocemos por la propuesta de valor de diferenciación.

Muchas veces, cuando tenemos toda esta información, somos nosotros los que se lo transmitimos al cliente, y eso es nuestro USP. Así que para ello, no nos hace falta diferenciar entre branding, performance, respuesta directa, etc. Nos hace falta marcar una línea extensa en el tiempo y crear un público, una necesidad y un mensaje para cada momento o instante de esta línea, mostrándoles el mismo mensaje en diferentes contextos, formatos y por supuesto adecuando la campaña a su objetivo. Para el que se haya perdido, lo que acabo de nombrar es el eje de todo, y a partir de aquí:

Podemos crear un ecosistema de audiencias, en Linkedin hay audiencias B2B, pero también B2C (no nos olvidemos que los profesionales también somos personas). ¿Cómo llegamos a ellos? Segmentamos campañas por categorías seniority; por cargo, sectores, aptitudes e intereses. Mucha prueba y error nos ha llevado a saber que son las cuatro categorías de éxito, que combinándolas entre ellas y con los mejores formatos rich media, han salido campañas exitosas.

Hay que tener en cuenta en qué mercado estamos trabajando, cada país actúa diferente, y son más o menos propensos a utilizar sus datos en redes como Linkedin, pero es cierto que esta red cada día implementa más y mejor los nuevos formatos, que ayudan a los usuarios a interactuar más y a generar perfiles afiliados a este contenido, lo que da una mayor confianza y usabilidad.

Linkedin se ha adaptado a la nueva forma de consumo de la publicidad y lo ha hecho poco a poco, los últimos formatos que hemos probado y nos han encantado han sido:

  • Native Vídeo: Los vídeos más breves tienen mejores tasas de finalización, pero los más extensos son más eficaces a la hora de contar algo complejo. No olvides incluir el humor y buenos sentimientos, lo están viendo personas. El público de Linkedin responde al contenido de vídeo con independencia de su duración, céntrate en el mensaje.

          Te dejo un ejemplo de éxito de Telefónica:  https://bit.ly/2qcg1q3

          Y ahora pensarás, vale…. pero yo no soy Netflix, ni Telefónica, pero es que esto es una idea, solo tienes que adaptar tus recursos a tus necesidades.

  • Anuncios Dinámicos: Aprovecha para lanzar un mensaje directo y visual. En otros sites y en estrategias como Display, afiliación, etc, pagamos verdaderas fortunas por un formato 300×250. Linkedin te lo ofrece a CPC y personalizado. Eso sí, solo en dispostivos desktop.
  • Lead Generation: Este formato no nos viene de nuevo, pero sigue siendo el rey de consecución de leads. La sorpresa viene, cuando haces una criba, los leads no se consiguen en mayor cuantía pero son de mayor calidad, su CPL es algo más elevado pero sorprendentemente bajo en mercados latinos, y más altos pero asequibles en mercados anglosajones. Aquí te das cuenta que Linkedin funciona, y funciona bien.
  • Carrusel: Otro formato que no es nuevo, pero está disponible. Bajo nuestra experiencia, sirve para mostrar un producto o servicio con varios ejemplos, pero no es la clave para que una campaña funcione mejor o peor, simplemente es visible.

Esto, solo es una breve pincelada de las opciones que ofrece Linkedin, pero lleva muchísimo trabajo detrás, como el matcheo de audiencias, la analítica de sus datos, las pruebas de diferentes formatos y creatividades, y sobretodo las estrategias de pujas, todo un nuevo reto para continuar en 2019.

Segmenta y reinarás o el contenido es el rey, son frases que habrás oído mil veces… señores, esto es la revolución digital y estamos a punto cambiar de año, ¿nadie se ha planteado que nos han saturado de publicidad y los usuarios hemos decidido consumirla de otra manera?

Me quedo con muchísimas ganas de poder escribir más, sobre todo temas relacionados con vídeo, pujas y las nuevas tendencias que ofrecerá Linkedin dentro de unos meses, te lo cuento pronto.